El Libro

Entrevista en CNN

Entrevista en CNN

 

“Antuco, 45 voces de una tragedia” nace a partir de los hechos ocurridos el año 2005 y que me tocó reportear en mi calidad de periodista de Los Ángeles. Luego de 4 años de trabajo y gracias a la colaboración de numerosos amigos y personas que se sensibilizaron con el tema, pude culminar este trabajo con el apoyo incondicional de mi familia.

PORTADA_LIBRO_ANTUCO_45_VOCES_DE_UNA_TRAGEDIA

El miércoles 18 de mayo me encontraba en la redacción del Diario La Tribuna de Los Ángeles, lugar en el que trabajaba. Como casi todos los días, después de las tres de la tarde comenzaba la presión por armar las notas que darían vida a la edición del día siguiente. En paralelo a mi trabajo como periodista en el diario, ejercía también como corresponsal de Radio Digital, medio al que debía despachar las noticias más relevantes que ocurrieran en mi ciudad. Esa tarde de miércoles fue precisamente la irritada voz de mi editor de esta emisora, la que por primera vez me puso en contacto con el caso Antuco.

Su molestia era inusual, pero entendible. Hacía largos minutos que Radio Bío Bío despachaba a nivel nacional un supuesto accidente ocurrido a un destacamento militar y que le habría costado la vida a dos conscriptos. El hecho de que otra emisora informara con anterioridad el suceso es lo que se conoce en la jerga periodística como un golpe. Es decir, estábamos golpeados por la competencia. Esto significaba para mí, que rápidamente tendría que recabar los antecedentes de lo ocurrido y despachar la nota, con alguna arista diferente y datos anexos.

En honor a la verdad yo había escuchado el primer despacho, pero por ser una noticia todavía sin confirmar, estimé –muy erradamente- que no era urgente despacharla. En realidad, no creí lo del accidente y menos en los fallecidos. Pensé en un malentendido. Además, la información era demasiado delicada como para emitirla a nivel nacional sin confirmaciones y la fuente oficial, en este caso el ejército, no era precisamente una instancia en la que fuera fácil y rápido recabar información.

Pero la urgencia pudo más. Recogí mayores antecedentes para emitir ese primer despacho sin saber que sería el inicio de un largo trabajo que culminaría años después. Durante el primer año escuché los testimonios de los familiares, cuyas voces estaban cargadas de profunda tristeza, de desazón, de desconcierto, de la sensación de injusticia, de la necesidad de reparar el daño que les fuera provocado como familias. Cuatro años después, esas voces culminan en este libro.

Fueron los primeros días tras la tragedia, esos días teñidos de incertidumbre, los que me marcaron a nivel personal y profesional. Fue el permanecer en el gimnasio militar escuchando los testimonios de padres y madres, ver sus rostros marcados por la angustia, el alivio del regreso a salvo de sus hijos y el tormento de no encontrar ninguna noticia concreta sobre su paradero. ¿Cómo poder seguir tranquila después de ver todo esto, dejando en el silencio el llanto desgarrado de los padres? ¿Cómo no intentar atrapar en estas páginas lo fugaz de la existencia humana?

Este esfuerzo es para rescatar la memoria, para recoger esos recuerdos que se constituyen en el último tesoro que quedó de las 45 víctimas de esta tragedia. Entré en la intimidad de las familias y conocí su dolor, con el pudor de quien abre una puerta en la que quizás, vea algo más de lo que ansiara ver. Conocí a personas maravillosas haciendo este libro, lloré y también sentí frío, vi de cerca la pequeñez y la grandeza humana. Las 45 historias que se presentan aquí no tienen otra intención que la de recordar y desarrollar, dentro de nuestras evidentes limitaciones, un relato en el cual se extiendan los puentes hacia la comprensión de esta tragedia en su dimensión más terrible, pero a la vez la más humana, la de la pérdida.

La fragilidad de la vida es evidente, una mala decisión, un viento encajonado puede terminar con ella, pero no existen eventos humanos y climáticos que impidan su resurgimiento, a través de la unión, la nobleza, la solidaridad y el perdón. Este libro nace desde el dolor, pero también es una manifestación que desde el abismo de la tragedia, siempre surge el calor que puede derrotar al frío.

A las víctimas y a sus familiares.

11 comentarios en “El Libro

  1. Hola
    Me gustaria saber como puedo comunicarme con la persona que escribio este libro, para obtener mas detalles de los puntos de venta de éste.
    Actualmente vivo en Coyhaique y con suerte viajo una vez al año a Los Angeles, pero me interesa mucho leer el libro, ya que, tambien estuve presente en este fatidico episodio.
    De antemano, Muchisimas Gracias!

    Me gusta

  2. Hola Pilar, soy una madre de santiago, el.2005 dos demis hijos eran adolescentes, yo viví está tragedia poniendome en el lugar de esas madres, me dolió mucho, estuve muy triste y con mucha rabia contra los superiores de los niños, con que ilusión y orgullo patriótico van estos jóvenes y sus familias a cumplir con la patria y truncan sus vidas, sus ilusiones, fue realmente una tragedia, los mataron! Fue peor que la guerra. Un abrazo, remoberas muchas consciencias espero. Que te vaya muy bien!

    Me gusta

  3. he visto muchos libros con datos NO verídicos e irrelevantes, yo presencie de forma ocular y presencial, ya que estaba hay y encuentro mucha información NO verídica como también falta.
    me molesta que se lucre con este tipo de situaciones, también leí en otro libro que eran 44 SLC y un CBO siendo que era 44 SLC Y UN SGTO2.

    Me gusta

  4. Hola Pilar gracias por responder. Encontré el libro en la web de la librería Antártica.
    Pilar disculpa si soy patudo, pero es posible contactarte por correo para comentarte sobre un proyecto personal que tengo en mente sobre este tema.
    De antemano muchas gracias y quedo atento a tus comentarios.

    Me gusta

  5. Hola Pilar, te cuanto que después de los años, aún me conmueve esta tragedia, el año pasado tuve la oportunidad de ir a Los Ángeles y estar en algunos de los lugares que recorrieron estos héroes. Fue un momento de mucha tristeza, y creo entender por el sufrimiento que tuvieron que haber pasado, ya que, yo también “cumplí” con mi servicio militar y se lo que se vive y como se vive en los recintos militares.
    No sabía de tu libro, así que lo comprare y leer seguro.
    Felicitaciones !!!

    Me gusta

    • Gracias, Cristian por tu mensaje. Creo que, aunque pasen los años, somos muchos quienes seguiremos conmoviéndonos con lo sucedido en Antuco. Este sitio web busca precisamente mantener en el recuerdo a quienes partieron hace ya once años.
      Ojalá encuentres el libro en alguna librería, si no, puedes leerlo también en esta plataforma.
      Muchos saludos!

      Me gusta

  6. Hola
    Me gustaria saber como puedo comunicarme con la persona que escribio este libro, para obtener mas detalles de los puntos de venta de éste.
    Actualmente vivo en Coyhaique y con suerte viajo una vez al año a Los Angeles, pero me interesa mucho leer el libro, ya que, tambien estuve presente en este fatidico episodio.
    De antemano, Muchisimas Gracias!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s